Parque de la Laguna de Venecia

Parque de la Laguna de Venecia
Año: 2007. Concurso 2G . Finalista
Autores: Javier Jiménez Iniesta | Victor Llanos de la Concha | Pilar Morilla Manresa | Gonzalo Piqueras 

“A quién no le gustaría de vez en cuando sobrevolar las cabezas cotidianas que ilustran lo grande y lo pequeño de una ciudad, en un recorrido por los recovecos y andamiajes que sostienen toda vida en la urbe. Un viaje, no por ficticio menos real, que permitiese vislumbrar los avatares del día a día para comprender mejor lo que llamamos porvenir. O, por el contrario, cambiar de prisma y tempo y sumergirse, bucear para alcanzar una visión más onírica y surreal de lo que nos rodea. Ser capaces de renovar nuestro imaginario. Ir un poco más allá de las nubes”

Alfonso Ordóñez Maray

Los expertos de la ESA destacan la aceleración que el deshielo ha sufrido en los últimos 10 años y recuerdan que los estudios de la ONU en cambio climático auguraron que, al ritmo actual, el océano Ártico se quedaría sin hielo en 2070.
Parece pertinente utilizar esta oportunidad para reubicar los posicionamientos disciplinares frente a los proyectos paisajísticos y denunciar los pronunciamientos que proponen especulaciones proyectuales más próximas a los jardines Versallescos que a situaciones contemporáneas cercanas a la ecología (en el sentido amplio descrito por Felix Guattari).

Venergia propone un acercamiento a esta nueva sensibilidad ecológica, alejada de aquel imaginario naif, más atenta a los procesos energéticos contextuales.
El planteamiento arranca tensando la situación de la Laguna y generando un estado futurible en el que se fuerza a una relación extrema con el agua: un problema global y contemporáneo como el calentamiento y el consecuente ascenso del nivel marino, que en este contexto aparece como posibilidad para plantear una alternativa de futuro, no evitando sino presentando nuevos modelos, que permiten construir una nueva historia.

Se trata de la oportunidad de generar una infraestructura para la gestión de las energías vinculadas al agua, que convierte la energía en el nuevo paisaje de lo que en un tiempo fue la Laguna de Venecia y acaba por convertirse en el Mar de Venergia.

Venergia se instala en el imaginario que pone en relación al monstruo del Lago Ness con una plataforma petrolífera: ciencia y ficción. Es la creación de una historia en torno a una leyenda, y por tanto, tiene ese formato onírico; pero también está intensamente cargada de esa criptozoología que permitiría conocer la anatomía del monstruo: la tecnología que construye el mito.
Venergia es atómica: recibe, aglutina, funde, mueve, lanza y transforma partículas.
Los vectores invisibles que nos envuelven de energía se convierten en vectores visibles formateados en paisaje.
No existe por tanto una persecución de la imagen de una arquitectura: es una arquitectura del acontecimiento, y es la energía del agua la que dibuja esta imagen mutante y nada nítida del futuro paisaje veneciano.

El agua es el material que la construye; agua salada, agua dulce, agua limpia, agua sucia, agua contaminada… conforman un único paisaje, una arquitectura con vocación educadora que se recorre desde el ansia de conocimiento, acompañando los procesos por los que el agua pasa por diferentes estadios en este centro de energía del Mar de Venergia que flota sobre lo que algún día fue una ciudad fosilizada durante siglos. La arquitectura en Venergia es por tanto reducto de la tecnología: el espacio aparece como negativo de la energía y de sus formatos y se configura sólo de esta manera: los olores, colores, ruidos, luces que ofrece la tecnología que mueve al agua en sus diferentes situaciones. El proyecto es por tanto objeto de conocimiento; es un observatorio a tiempo real, no cambia sino que se transforma, desde los agentes químicos hasta la fauna y flora que habita y habitará este lugar.
Venergia es un pez globo. La arquitectura del pez globo es una arquitectura blanda y hacia fuera, atenta a su alrededor, peluda y cambiante. Sabia en el aprovechamiento de su fisiología y eficaz en el uso de su fisonomía.
Venergia funciona, se infla y se desinfla. Limpia y construye paisaje en perfecto equilibrio. Extiende sus tentáculos.

 

Publicaciones:

2G Dossier. Concurso 2G Competition. Parque de la Laguna de Venecia. Editorial Gustavo Gili. 2008. Barcelona